Get The Look

¿Sabías que el estrés hace que el cabello crezca más despacio?

  •  El estrés hace que el cabello crezca más lentamente 
Pantalla Completa
Previous Next
El estrés hace que el cabello crezca más lentamente 

Todas las mujeres sueñan con una melena saludable, con el pelo suave, brilloso y bien hidratado. Un cabello lindo y largo es sinónimo de feminidad y sensualidad. El pelo saludable debe crecer más o menos un centímetro al mes.

Sin embargo, no a todas las mujeres les crece con esa rapidez debido a factores como la genética, el metabolismo y principalmente el estilo de vida, que influeyen mucho en el crecimiento capilar. Para lograr tener una cabellera larga y saludable, además de usar productos específicos que estimulen el cuero cabelludo y fortalezcan las mechas, es necesario estar lejos de situaciones de traumas emocionales extremos.

"Estrés, desnutrición, enfermedades metabólicas, hormonales e incluso infecciosas pueden interferir en el crecimiento. Sólo un dermatólogo puede identificar las causa por medio de algunos exámenes y después recomendar el mejor tratamiento", aseguró la dermatóloga Jomara Estefanelli.

El estrés no sólo perjudica el crecimiento del cabello, es un síndrome que afecta a varios órganos y libera una serie de mediadores químicos, como la adrenalina, que provocan reacciones fisiológicas. Estrés puede traer consecuencias dañinas para el organismo, como el aumento de la presión arterial, dolores musculares, alteraciones en la piel e interrupción del ciclo capilar.

El estrés afecta las fases de vida natural del pelo

El cabello pasa por un proceso de vida natural que consta de tres fases: anágena (de crecimiento), catágena (de estabilidad) y telógena (de caída). Según los especialistas si se pasa por un evento traumático las fases se alteran e incluso se interrumpe la primera fase del ciclo y se acelera la tercera etapa.

"Es común que ocurra lo que llamamos de Eflúvio Telógeno, que es cuando todas las hebras entran en la fase de caída" , explicó la dermatóloga, quien afirmó que el estrés también puede causar dermatitis seborreica.

Una de las soluciones puede ser realizar masajes capilares que estimulen el crecimiento de las hebras. "Existen varios tratamientos, pero lo ideal es direccionarlos de acuerdo con la causa del problema capilar. Vitaminas, tónicos capilares y el láser aumentarán la vascularización y oxigenación del cuero cabelludo", explicó la especialista del Instituto da Pelle.

También es recomendable consultar a un experto de otra índole para tratar el problema de raíz y que no afecte la salud física y mental. Lo mejor será buscar actividades que nos relajen y de las que disfrutemos.

Temas relacionados
Flacidez, arrugas y manchas

Combate estos 3 problemas de la piel