Get The Look

Cuidados especiales para el cabello teñido

  •  Algunos productos específicos y medidas preventivas fortalecerán las hebras para que luzcan radiantes y no pierdan su color.
Pantalla Completa
Previous Next
Algunos productos específicos y medidas preventivas fortalecerán las hebras para que luzcan radiantes y no pierdan su color.

Teñirnos el cabello exige incrementar los cuidados de las mechas para evitar que se maltraten, se sequen y pierdan brillo. Algunos productos específicos y medidas preventivas fortalecerán las hebras para que luzcan radiantes y no pierdan su color.

Lava tu melena de manera adecuada y con el shampoo correcto

Los cuidados deben comenzar desde el lavado del cabello, utiliza un shampoo adecuado para tu tipo de pelo y que sea el indicado para el cabello teñido, ya que dichos productos tienen protector de color que ayuda a conservar el tono de las hebras, las restauran y les dan una mayor hidratación.

No uses agua muy caliente cuando laves tu melena porque puede deshidratar las hebras y hacer que pierdan su color con mayor rapidez, prefiere el agua tibia. Con que realices la limpieza cada dos días será suficiente, para evitar que las mechas se despinten y no te excedas con la cantidad de shampoo.

Productos indispensables para proteger las hebras

No olvides utilizar acondicionador después del shampoo, este producto crea una capa protectora que fortalece e hidrata el cabello, además contribuye a que brille porque alisa la cutícula. Protege tu melena teñida con productos capilares que contengan protector solar, así tus mechas no se secarán, ni decolorarán al exponerte a los rayos del sol.

Usa tratamientos hidratantes, como mascarillas capilares o ampolletas, al menos una vez a la semana para aumentar el brillo del pelo. Aplica el producto sobre el cabello húmedo y envuélvelo con una toalla para que penetre mejor. Al hidratar la melena el color quedará mejor concentrado y se mantendrá durante más tiempo. También despunta el cabello con frecuencia para que siempre esté saludable.

La alimentación también es un factor fundamental, ya que es una fuente importante de nutrición, hidratación y vitaminas para el cabello. Recuerda tomar dos litros de agua diario para hidratar el cuerpo y el pelo.

Evita el exceso de calor y de químicos en tus mechas

Ten cuidado con el uso de la secadora, las tenazas y la plancha, no ocupes estos aparatos con demasiada frecuencia porque el calor que producen reseca el cabello y hace que el tinte dure menos tiempo. Antes de utilizarlos aplica un protector solar en las mechas y úsalos en la temperatura más baja.

No cambies muy seguido el color de tu melena, cada vez que apuestas por un tinte distinto cambias la base del color de tu pelo y aplicas más químicos, lo que contribuye a que se dañe más. Prefiere hacer el procedimiento de forma gradual para maltratar menos tu melena.

Temas relacionados
Flacidez, arrugas y manchas

Combate estos 3 problemas de la piel