Get The Look

Cómo utilizar el iluminador de maquillaje: conoce el truco de la brocha de sombras para dejar el brillo más fuerte en el rostro

  •  Aplica el iluminador con una brocha para sombras para darle un toque glowy a la piel
  •  Aplica el iluminador en la parte superior de las mejillas para darle luz al área
Pantalla Completa
Previous Next
Aplica el iluminador con una brocha para sombras para darle un toque glowy a la piel
  •  Aplica el iluminador con una brocha para sombras para darle un toque glowy a la piel
  •  Aplica el iluminador en la parte superior de las mejillas para darle luz al área

El maquillaje iluminado está de moda, y todo el mundo quiere conocer los secretos para que el efecto glowy destaque, incluso en las fotos, al fin y al cabo, no se puede negar que este look hace que las selfies luzcan más poderosas. 

¿Pero, sabías que a pesar de que se use un iluminador de calidad, esto no es suficiente para obtener un buen resultado? El secreto es recurrir a algunos trucos al momento de la aplicación del producto, para obtener un look brillante que destaque en las fotos. ¡Conoce cuáles son!

Aplicar el iluminador con una brocha de sombras es el truco para destacar el producto en las mejillas

Al momento de usar iluminador para darle el toque final al maquillaje y obtener el efecto glowy, es muy común realizar la aplicación con una brocha con cerdas pobladas, así como cuando se usa el rubor tradicional. Pero, si la intención es darle un toque iluminado al look, el consejo es intercambiar dicho accesorio por una brocha de sombras un poco húmeda, para que los pigmentos iluminados queden más concentrados.

Por concentrar mejor el iluminador y realzar su tono con la brocha húmeda, este truco hace que la luz se refleje mucho mejor en la cara, sin que sea necesario volver a aplicar el producto. Entonces, para dejar el maquillaje bien iluminado en la selfie, ya conoces el secreto.

Encuentra el tono ideal de iluminador para tu tipo de piel 

Además del truco de la brocha de las sombras, otro detalle que hace toda la diferencia al crear el maquillaje, es usar el iluminador ideal para tu tono de piel. Conoce el más recomendable para cada caso:

Piel clara: Las versiones más claras y suaves, como el champagne y el perlado son las más adecuadas para quienes tienen la piel clara, ya que crean el efecto glowy sin que el look quede pesado o artificial.

Piel morena: Las morenas pueden aprovechar el fondo cálido de su piel para apostar sin miedo por iluminadores cercanos al dorado.

Piel negra: Para que el iluminador luzca más vivo en la piel negra, el truco es evitar los iluminadores con fondo gris, porque tienden a apagar el rostro, es mejor invertir en aquellos cercanos al dorado oscuro y bronce.

Aplicar el producto por encima de las mejillas le da un toque glowy al look 

La forma en la que se aplica el iluminador también ayuda a dejar el look más brillante y destacado. El truco es aplicar el producto en la parte alta de las mejillas, que es el lugar que refleja más luz. Además, para complementar ese efecto brillante y destacar los rasgos, vale la pena también resaltar los demás puntos altos de la cara, como la nariz, la frente y la “v” superior de la boca, por ejemplo.

Siguiendo todos estos consejos notarás la diferencia en el resultado y tus fotos lo agradecerán.

Temas relacionados
Flacidez, arrugas y manchas

Combate estos 3 problemas de la piel