Get The Look

Cómo usar efectivamente la máscara de pestañas

  • El rímel correctamente aplicado da como resultado unas pestañas perfectamente separadas.
  • Antes de aplicar la máscara, recuerda maquillarte con tu rutina diaria de productos.
  • El rímel sirve para obtener una mirada seductora y coqueta.
Pantalla Completa
Previous Next
El rímel correctamente aplicado da como resultado unas pestañas perfectamente separadas.
  • El rímel correctamente aplicado da como resultado unas pestañas perfectamente separadas.
  • Antes de aplicar la máscara, recuerda maquillarte con tu rutina diaria de productos.
  • El rímel sirve para obtener una mirada seductora y coqueta.
Unas pestañas largas con volumen y bien definidas son uno de los elementos del rostro femenino que más atrae al sexo opuesto. Una mirada coqueta y seductora es posible gracias a la aplicación correcta de una de las herramientas más valiosas que tienen las mujeres en el mundo de la belleza: el rímel.

Aunque es un utensilio fácil de aplicar, es necesario seguir unas cuantas reglas para evitar los errores más comunes y terminar con los ojos manchados. Sigue estos prácticos pasos.

Pasos para una máscara más efectiva

1. Aplica el maquillaje normal que usarás durante el día o evento, ya sea base, polvo, sombra o delineador antes de añadir cualquier tipo de rímel. Si lo que te preocupa es manchar tu delineador o sombra, usa una tarjeta para cubrir los párpados. Como una opción extra, puedes rizar tus pestañas antes de usar el rímel y obtener más longitud.

2. Inclusive abrir el contenedor de la máscara requiere un poco de cuidado: frota el extremo del aplicador de rímel en el borde interior del tubo para quitar el exceso que pueda causar grumos en los ojos.

3. Encuentra una posición cómoda para aplicar el rímel. Apoya el codo de la mano que más usas y con firmeza aplica el cepillo en la raíz de las pestañas, sepáralas con cuidado. Repite esto varias veces, cuidando que no se hagan grumos y que se alcance cada una de las fibras.

4. Utiliza un peine de pestañas, una herramienta extra que no siempre tenemos pero en la que vale la pena invertir para mejorar la aplicación. Es importante usar este cepillo pequeño antes de que el rímel se seque, si no lo único que lograrás será romper el color.

5. Sostén el aplicador del rímel verticalmente. Pasa ligeramente a lo largo de la parte superior y las pestañas inferiores para añadirles un poco de color.

6. En caso de tener manchas o exceso de pintura, ayúdate con un cotonete con desmaquillante para quitarlas, moviendolo en círculo en el punto en donde se necesite.

Temas relacionados
Flacidez, arrugas y manchas

Combate estos 3 problemas de la piel