Get The Look

¿Con qué herramientas debo aplicar el corrector de maquillaje?

  •   Para conseguir un mejor resultado una buena opción es usar distintos colores de correctores para tratar diferentes tipos de problemas.
  •   La herramienta que vas a elegir para aplicar el producto dependerá de la textura del corrector que vayas a usar, puede ser líquido, en crema, en barra, polvo o mousse.
  •   Para conseguir un buen resultado la técnica que uses para aplicar el corrector es muy importante, reparte una pequeña cantidad dando golpecitos con el dedo anular, con una brocha especial para corrector o una esponja
  •   Evita aplicar demasiado corrector para que no se acumule en los pliegues de debajo de los ojos, dejando en evidencia la líneas de expresión
Pantalla Completa
Previous Next
Para conseguir un mejor resultado una buena opción es usar distintos colores de correctores para tratar diferentes tipos de problemas.
  •   Para conseguir un mejor resultado una buena opción es usar distintos colores de correctores para tratar diferentes tipos de problemas.
  •   La herramienta que vas a elegir para aplicar el producto dependerá de la textura del corrector que vayas a usar, puede ser líquido, en crema, en barra, polvo o mousse.
  •   Para conseguir un buen resultado la técnica que uses para aplicar el corrector es muy importante, reparte una pequeña cantidad dando golpecitos con el dedo anular, con una brocha especial para corrector o una esponja
  •   Evita aplicar demasiado corrector para que no se acumule en los pliegues de debajo de los ojos, dejando en evidencia la líneas de expresión
Completa tu
Look!
X

El corrector es un producto de maquillaje que ayuda a ocultar las imperfecciones de la piel, para que luzca más bonita y saludable. Disimula manchas, ojeras, cicatrices y acné, entre otras cosas. Sin embargo, es indispensable aprender a aplicarlo para obtener los resultados deseados.

Elige el color de corrector adecuado para ocultar tus imperfecciones y aplícalo después de la base

Para conseguir un mejor resultado una buena opción es usar distintos colores de correctores para tratar diferentes tipos de problemas. El corrector verde oculta las rojeces, el lila las manchas amarillas e ilumina la piel, el durazno combate los signos de cansancio, el amarillo disimula los tonos azulados y morados de la piel, y el naranja las ojeras azules y grises.

El momento adecuado para aplicar el corrector es después de la base, para que el corrector se integre con la base y el rostro luzca uniforme. Si aplicas primero el corrector la base quedará de un color oscuro y parecerá que tienes manchas.

Toma en cuenta la textura de tu corrector para elegir la herramienta para aplicarlo

La herramienta que vas a elegir para aplicar el producto dependerá de la textura del corrector que vayas a usar, puede ser líquido, en crema, en barra, polvo o mousse. La versión en barra cubre bien las imperfecciones, pero debes aplicar una pequeña cantidad para no dejar en evidencia las líneas de expresión, prefiere aplicarlo con los dedos o una esponja.

Los correctores en crema le dan una buena cobertura a las ojeras e imperfecciones, aplícalos con los dedos, esponjas o brochas. El corrector líquido da una cobertura media, tapa especialmente los puntos negros, prefiere aplicarlo con una brocha para obtener una mejor cobertura y distribuir de manera uniforme el producto.

La versión en polvo no tiene muy buena cobertura, pero tapa los granitos, aplícalo con una esponja o una brocha. El mousse también da una cobertura ligera, y se convierte en polvo, aplícalo con una brocha o esponja.

Reparte el producto dando unos pequeños golpecitos

Para conseguir un buen resultado la técnica que uses para aplicar el corrector es muy importante, reparte una pequeña cantidad dando golpecitos con el dedo anular, con una brocha especial para corrector o una esponja, y después distribuye el producto delicadamente con movimientos suaves para que se fusione bien con la piel.

Aprende a aplicar el corrector en puntos específicos del rostro

Si lo que vas a cubrir con el corrector son las ojeras, marca un triángulo invertido debajo de los ojos con la ayuda de una brocha o con los dedos. Difumina bien los extremos de los ojos para que el producto luzca uniforme y evites los cortes antiestéticos. Si tienes acné evita aplicar el corrector con los dedos, mejor usa una brocha limpia par evitar que se propaguen las bacterias.

Evita aplicar demasiado corrector para que no se acumule en los pliegues de debajo de los ojos, dejando en evidencia la líneas de expresión, lo que le quita naturalidad al maquillaje, por eso debes aplicar el cosmético dando pequeños toques con los dedos, la brocha o la esponja.

Posteriormente lo ideal es fijar el producto con un poco de polvos translúcidos, para dejar el maquillaje intacto por más tiempo. Aplícalos con una brocha gruesa.

Temas relacionados
Flacidez, arrugas y manchas

Combate estos 3 problemas de la piel